Aumenta la superficie regada en España pero baja el consumo de agua de riego agrario

Aumenta la superficie regada en España pero se mantiene una tendencia a la baja en el volumen de agua de riego

Los datos sobre superficie regada en España constatan un incremento moderado pero constante, desde hace más de una década, al pasar de 3.367.486 hectáreas en 2002 a 3.605.121 hectáreas en 2014, mientras que el volumen de agua de riego utilizado en el sector agrario muestra una marcada tendencia a la baja, al descender de 17.681 hectómetros cúbicos en 1999 a 15.833 en 2012. Así se desprende  del informe sobre regadíos en España realizado por el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, y de la encuesta sobre el uso del agua en el sector agrario, realizada por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Unas cifras que que convierten a nuestro país en referente internacional en materia de regadío modernizado, lo que le lleva a liderar, junto con Israel, el ahorro de recursos hídricos para uso agrario a nivel mundial.

Nuestro país ha reducido un 20% al año el consumo nacional de agua de riego, lo que en términos de volumen supone un ahorro de más de 1.200 hectómetros cúbicos anuales o, lo que es lo mismo, 1.200 campos de fútbol del tamaño del Santiago Bernabeu, según un estudio realizado por la Federación Nacional de Regantes (FENACORE).

Este puede ser uno de los motivos por los que Latinoamérica esté buscando el apoyo de España para mejorar el uso del agua. Según ha afirmado el director  general del Instituto Interamericano para la Cooperación en Agricultura (IICA), Víctor Villalobos, en una entrevista a Efeagro, las naciones de América Latina valoran el respaldo de España por su experiencia como país europeo que ha combatido la sequía.

“La región latinoamericana ve que España ha desarrollado tecnología en condiciones extremas y ha vencido limitaciones” en el manejo del agua, ha afirmado Villalobos.

Como ejemplo, ha citado los invernaderos en Almería, donde se ha logrado “un uso eficiente del agua” y un modelo de producción que, a su juicio, podrían imitar zonas como el norte de Nicaragua, Perú o el norte de Chile.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s